¿Apple se beneficia de la caída de Huawei? La verdad no, y podría perder más


______

______

Una de las narrativas más socorridas en medio de la debacle de Huawei por el gobierno de Estados Unidos, es que los hechos recientes (su rompimiento con ARM, Intel, Microsoft y Google) beneficiarían a Apple debido al papel cada vez relevante del fabricante chino ante los consumidores occidentales.

En un Estados Unidos donde Apple tiene casi el 40% de market share, y donde realmente nunca se vendieron teléfonos Huawei, poco cambiarán los hábitos de consumo. Pero en México, había una posibilidad de adquirir equipos como el P30 Lite para las clases medias,a crédito y/o subsidiados por medio de planes en Telcel y AT&T. Como hablamos con anterioridad en Webirix, quien busque un buque insignia de gama media tendrá que decantarse por una opción Xiaomi o algún Samsung más oneroso. O bien, dar el salto por 100 o 200 pesos extras al mes (por 24 meses) a algún equipo Apple de hace dos años (hola, iPhone 8).

______

______

___

¿Eso no debería beneficiar a Apple? En teoría sí, porque se va su segundo lugar, pero en El País leemos cinco razones por las que una venganza china a nivel geopolítica sería la pesadilla de Apple:

  •  La fabricación del iPhone es primordialmente china, en las infames fábricas de Foxconn, junto a una minoría de armadoras en la India. Si China decidiera complicar el usos de las fábricas y mano de obra, Apple no podría sostener los costos de producción de sus teléfonos y tablets.
  • Una prohibición formal de la venta del ansiado mercado chino, ordenada por el gobierno, cortaría el 15% de la facturación de Apple. Huawei, insistimos, nunca ha pisado suelo americano mientras que sus ventas en México o LatAm poco se afectarían si logran superar que los usuarios acepten no tener servicios de Google.
  • Más allá del ensamblado en Foxconn, decenas de tecnológicas chinas proveen servicios de elaboraciones precisas de chips y circuitería que no podrán ser fácilmente sustituidos en Estados Unidos o India. Además de que nadie igualaría el precio.
  • Un aspecto más complejo pero contundente son los aranceles para armar los teléfonos en China, que podrían subir, así como el precio de metales específicos.
  • Las acciones de Apple, bajaron cuando recién se anunció el veto de Google para Huawei, demostrando que el valor del iPhone no está en sus ventas a consumidores de bolsillos moderados sino en su cadena de producción para llegar a los acaudalados.

 

______

______

Previous Te explicamos la diferencia entre Shared Hosting, VPS y los servidores dedicados
Next Cuando Google demandó e invirtió en Uber, al mismo tiempo

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.